Fisioterapia para varices: prevención y tratamiento

Dic 21, 2021 | Circulatorio, Fisioterapia | 0 Comentarios

La fisioterapia puede ser muy beneficiosa en múltiples aspectos relacionados con nuestra salud, de manera que en esta ocasión nos centraremos en la fisioterapia para varices, que son dilataciones que se producen en las venas superficiales, estudiando todos los aspectos relacionados con este problema tan generalizado, de manera que podamos actuar tanto a modo de prevención como a la hora de encontrar el tratamiento fisioterapéutico más idóneo en el caso de que ya se hayan desarrollado.

Por qué salen las varices

Las varices son una afección muy frecuente que se puede desarrollar por múltiples factores entre los que destacan:

  • La edad aumenta la predisposición a la aparición de varices.
  • Los cambios hormonales también favorecen su desarrollo.
  • Hay que tener en cuenta los antecedentes del paciente.
  • La obesidad es uno de los principales factores por los que se desarrollan las varices en la sociedad actual.
  • Pasar largas horas de pie o sentado favorece que aparezcan las raíces, de manera que hay que guardar una adecuada postura de pie y sentado para evitarlo.
  • Las personas con una presión sanguínea elevada tendrán más posibilidades de desarrollar varices.
  • El estreñimiento también puede dar lugar a su desarrollo.
  • Hay tumores que favorecen la aparición de varices.

Ahora que ya conocemos las principales razones porque salen las varices, es el momento de analizar los pequeños trucos que nos van a ayudar a prevenir su aparición.

Evitar las varices

Para evitar las varices es importante tener en cuenta estas recomendaciones que detallamos a continuación:

  • Fisioterapia varices: los masajes fisioterapéuticos que incluyen el masaje drenaje linfático, van a ayudar a impedir la formación de las varices. Se ha demostrado que la fisioterapia para varices es muy efectiva y aporta soluciones seguras y más rápidas tanto a nivel preventivo como activo.
  • Practicar deporte: el deporte es uno de los mayores enemigos de las varices, de manera que practicar un poco de ejercicio físico como salir a pasear cada día o incluso realizar deportes dos o tres veces por semana, ayudan a reducir su presencia. Aprovechamos para recordar que uno de los beneficios de la natación es su gran capacidad para prevenir la aparición de varices.
  • Hidroterapia: se recomienda que en la ducha diaria se realice un contraste de temperatura en las piernas, alternando agua fría y caliente, ya que esto favorece la elasticidad de las venas.
  • Medias de compresión: este tipo de medias son muy efectivas se pueden utilizar en cualquier época del año.
  • Evita cruzar las piernas: tener las piernas cruzadas reduce el flujo sanguíneo y favorece la aparición de varices.
  • Alimentación: reduce la ingesta de sales, azúcares y grasas saturadas y aumenta el consumo de Omega 3 comiendo algunas veces cada día y pescado dos veces por semana. Los frutos rojos también son muy beneficiosos a la hora de proteger los vasos sanguíneos, por lo que es interesante que los incluyas en tu dieta, muy especialmente los arándanos, las frambuesas y las fresas.
  • Sobrepeso: en el caso de que sufras de sobrepeso, es muy importante que pierdas aquello que te sobra, ya que la obesidad dificulta que la sangre se impulse hacia arriba, por lo que tiende a acumularse en las piernas con lo que favorece la aparición de varices.
  • Masajes: realizar masajes en tus piernas ayuda a mejorar el flujo sanguíneo. Puedes hacerte un masaje cada día cuando te apliques crema hidratante, o puede recurrir a un tratamiento varices fisioterapia.

Masaje Drenaje Linfático Circulatorio

Drenaje linfático manual

Sesiones de 1 hora de duración

Tratamiento fisioterapéutico para varices

En cuanto a las varices tratamiento debe adecuarse a las particularidades de cada paciente, y en este sentido, la fisioterapia es uno de los mejores aliados debido a que se adapta a todo tipo de personas con varices.

En este sentido, se puede recurrir a la realización de ejercicios para varices fisioterapia, electroestimulación, presoterapia o a la realización de masajes para favorecer el drenaje linfático.

De cualquier manera, una vez que el paciente acuda al centro fisioterapia, se realizará un estudio personalizado con el objetivo de realizar los ejercicios y masajes que le aporten mayores beneficios, gracias a lo cual se conseguirá una mejora muy sustancial en poco tiempo, a la vez que se evitan otros tratamientos que pueden ser más complicados o pueden suponer un mayor riesgo como por ejemplo la cirugía.

También te pueden interesar…

Cómo saber si tengo tendinitis

Cómo saber si tengo tendinitis

La tendinitis es un trastorno que produce irritación o inflamación de un tendón. Te damos las claves para saber si tienes tendinitis

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.